Protocolo de la Asamblea

– Lectura del manifiesto: información básica, identidad… Para poder leerlo, hay que tenerlo, que no se si es el caso. Aún así puede ser algo que quite tiempo y que no tenga sentido si siempre va la misma gente a las asambleas.

– Lectura de normas de la asamblea. Las normas podrán modificarse si se ha solicitado la inclusión de este tema en el orden del día. Esto es opcional; se puede convertir en una simple pregunta a la asamblea: ¿alguien quiere que se recuerden las normas de la asamblea? Con un sólo voto a favor, se haría. Aquí también se podría añadir una explicación sobre el lenguaje de signos empleado en las asambleas.

1. Lectura del orden del día (se puede pasar el guión a los asistentes, o, mejor aún, escribirlo en un pizarrón visible para todos) y aprobación por parte de la Asamblea.

2. Constitución del próximo equipo de moderación.

– Actualidad exterior: la Comisión de Comunicación elabora un breve resumen informativo sobre la actualidad ajena a la acampada/asamblea. Es opcional.

3. Síntesis y exposición breve de los portavoces de los grupos de trabajo: lo ideal es que los grupos de debate o de trabajo tengan un horario y lugar (Plaza Nueva) fijos de reunión y un portavoz que rote y se encargue de informar del trabajo del grupo y llevar las propuestas consensuadas en el mismo a la Asamblea . En esta fase, los portavoces se limitan a informar muy resumidamente del trabajo llevado a cabo desde la última asamblea.

4. Propuestas a votación: sólo los grupos que desean llevar propuestas a votación intervienen en esta fase y exponen de forma breve pero claramente su propuesta. Se activan los mecanismos de debate y votación consensuados por la Asamblea. Tras las propuestas de cada grupo, podrán incluirse propuestas individuales a tratar en la asamblea.

5. Propuestas de debate: en esta fase, los grupos que lo desean llevan un debate a la Asamblea. Se abre un turno de debate que el moderador cierra cuando cree correspondiente. Se recuerda que ésta es una opción de la que no hay que abusar, ya que son las reuniones de los grupos de debate y trabajo las que deben ofrecer el escenario oportuno para estos debates. Otra opción es la de crear otro espacio semanal dedicado específicamente al debate y no a la toma de decisiones; este espacio puede tener un carácter periódico o extraordinario.

6. Disposiciones finales: en este apartado se informa de últimas horas importantes y se llevan a cabo los recordatorios relevantes, próximas convocatorias, etc.

* Todo este protocolo es más bien una guía, un método tan flexible como la Asamblea determine; de tal forma que, por ejemplo, si hay problemas de especial trascendencia o urgencia para la Asamblea podrán incluirse al principio de la misma; o si se considera que un tema se está trantando de forma interesante se pueden crear nuevos turnos de debate.

* Se pueden determinar tiempos para cada una de las fases, pero suele resultar inútil porque las necesidades cambian mucho según la asamblea.

* Lo encabezado por guiones, sin número, son puntos que está bien conocer y debatir, pero que yo no incluiría en mi propuesta.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s